Sensor IOTA ya está listo e instalado en varias parte del mundo

La tecnología IOTA a través del tiempo ha intentado llenar las necesidades de todos sus usuarios; actualmente se confirmó la noticia que un sensor IOTA ya ha sido intalado en varios paises del mundo, con el proposito de cuidar y mejorar el medio ambiente. El Ing. Saul Ameliach tiene un contenido bien importante sobre los diferentes uso del IOTA en su contenido “Los Gobiernos pueden sacar un máximo provecho de IOTA contra la corrupción” como complemento a esta importante noticia.

El sensor basado en la IOTA ya está instalado en 8 países del mundo, con el nombre Lidbot es un sensor IO que se usa en las Ciudades Inteligentes para la eliminación inteligente de residuos.

Sensor IOTA, listo para su ejecución

El sensor Lidbot, está basado en la IOTA, vendió el primer lote de su producto a finales de enero y tuvo una gran demanda; por lo que todos los dispositivos se agotaron en pocos días.

En cooperación con la IOTA, Lidbot ha desarrollado un sensor inteligente basado en la Tangle  de la IOTA. Recoge varios datos dentro de un sistema de gestión de residuos y los almacena en la Tangle a prueba de manipulaciones.

El sensor Lidbot ayudará a las empresas de gestión de residuos a controlar la demanda de recursos en tiempo real y a notificar a los respectivos actores; tan pronto como se alcance un nivel de llenado. Esto funciona de la manera en que el Lidbot se fija a un contenedor de reciclaje, como un cubo de basura, y mide el nivel de llenado.

Tan pronto como se alcanza un límite superior definido, la empresa de eliminación de desechos recibe un mensaje de que el contenedor respectivo debe ser vaciado. El sensor mide la distancia desde el fondo hasta la tapa y, según la empresa, puede convertir cualquier contenedor de residuos en un dispositivo de IO.

Funcionamiento de Lidbot

El sensor funciona de forma completamente autónoma sin necesidad de ningún otro dispositivo técnico, como un router. Tres pilas AA suministran energía al sensor durante 7 años, por lo que el único coste de mantenimiento es el cambio de las pilas, siempre que no haya complicaciones técnicas.

Lidbot anunció hace unas horas que sus sensores inteligentes ya han sido instalados en más de 8 países del mundo; con el primer lote entregado en enero. Los sensores se entregan completamente ensamblados, por lo que los clientes sólo tienen que instalar las baterías y colocar el Lidbot en la posición correcta.

El Lidbot se instaló por primera vez en la isla vacacional de Sentosa en Singapur; para gestionar las operaciones de eliminación de desechos de la isla de manera completamente independiente y fiable. La siguiente imagen muestra el contenedor de reciclaje que lleva un Lidbot.

Fuente: cryto-news-flash.com



Add a comment